Derian Cruz deja al béisbol por DIos
Lo más leído Noticias MLB

Derian Cruz, el dominicano que dejó el béisbol “para estar bien con Dios”

Puerto Plata, República Dominicana. Derian Cruz abría por primera vez sus ojos un 3 de octubre de 1998, año en que el también dominicano Sammy Sosa desataba su batería en Las Mayores y en que los Yankees de Nueva York alcanzaban su vigésimo cuarto título de Serie Mundial.

Derian creció en un ambiente beisbolero donde se masca tabaco y se escuchan las pelotas chocar con los guantes. Su país, República Dominicana, representa hoy en día la segunda nación que más peloteros ha enviado a las Grandes Ligas de Béisbol. Parecía que su destino como toletero estaba casi asegurado. Y así fue.

En 2015, Cruz firmó por una jugosa suma de 2 millones de dólares con la organización de los Bravos de Atlanta, pero en julio de 2019 dejaría inesperadamente el mundo de la pelota caliente “para estar bien con Dios”.

“Irreconocible”

“Antes de yo conseguir un contrato profesional, yo seguía los caminos de Cristo […] Pero me aparté y conseguí un contrato millonario con Atlanta, como ya todo el mundo sabe”, afirmó el expelotero a través de su canal de YouTube en el que ya cuenta con más de 2 mil suscriptores.

El quisqueyano, quien jugaba como infielder, llegó a la Liga de la Costa del Golfo sin dejar dudas de su talento y justificando el bono millonario que recibió: tuvo un average de .309, anotó 11 carreras, conectó 34 imparables y despachó dos jonrones en 110 turnos al bate.

Mas en 2017, un año después de su gran racha, las cosas empezaron a cambiar. Un ascenso de categoría se habría convertido en una especie de maldición para Derian, quien nunca más alcanzaría un promedio de .300.

“En el segundo año [en las Ligas Menores] yo empecé a apartarme de Cristo […] No supe cómo llevar las cosas del terreno fuera del terreno. Yo me llevaba los problemas del terreno para la calle y los de la calle para el terreno”, expresó el caribeño en el video.

En 2018, Derian no encontraba la fórmula que lo había llevado por primera vez a un terreno profesional. “Yo me puse peor. Yo estaba totalmente perdido como persona. El que me veía ahí decía ‘este no es el muchacho que yo conocí’“, expresó el puertoplateño.

Derian Cruz duró cuatro años con los Bravos de Atlanta. Foto: Getty Images.

Año determinante

2019 se convertiría para el joven pelotero en el año determinante para el fin de su carrera. Luego de promediar .195 en la Liga Sur del Atlántico, de no poder coordinar sus movimientos al batear y de sentirse imposibilitado de maniobrar su guante, Derian empezaría a pensar en la posibilidad de retirarse.

“Yo estaba insoportable. Yo mismo decía qué es lo que me pasa. Yo llegué a un punto en que yo estaba tan mal y que no podía solucionar nada […] Me esforzaba, trataba de hacerlo bien, pero no funcionaba nada”, expresó Cruz en el video.

La constancia había terminado. Derian no estaba disputando tantos juegos como antes lo hacía, razón por la cual tenía más tiempo para salir y divertirse, de acuerdo con lo que él mismo afirma. Perdió el amor por el béisbol, ya no sentía esa misma pasión que muchos en su país esperaban que se mantuviera.

“Yo perdí mi norte como persona. Yo estaba totalmente irreconocible por mi familia y no me sentía yo; me sentía vacío, me sentía mal”, reveló el deportista.

Derian vuelve a su tierra

Sin pensarlo más, Derian empaca sus pertenencias y vuelve a República Dominicana voluntariamente, desechando el que podría ser el camino hacia un futuro glorioso y prestigioso como el que muchos grandesligas están acostumbrados.

Cruz pensaba en su familia, en arreglar la situación con ellos; tenías ganas de ser una nueva persona. Pero en lo que más pensaba el joven beisbolista, según sus mismas afirmaciones, era en reconciliarse con Dios. “Yo, principalmente, decidí dejar la pelota para estar bien con Dios”, aseveró.

La críticas se asomaron a la ventana

Pero mientras una parte de él estaba en calma, otra empezó a turbarse. Las críticas de las personas que no estaban de acuerdo con la decisión que tomó empezaron a la tocar la puerta de su vida, una vida que dedicaría al cristianismo.

Según un reporte del Consejo Dominicano de Unidad Evangélica (Codue) en 2018, la comunidad cristiana en República Dominicana representa un 30% de la población total del país caribeño, unos 3 millones de personas, aproximadamente.

“Solo él sabe por qué tomó esa decisión. Esas son decisiones personales por cómo se sentía y qué le sucedía”, expresó a Con Las Bases Llenas el receptor colombiano, Carlos Martínez, quien jugó con Cruz en 2016, vistiendo el uniforme de los Danville Braves.

Derian abre su boca

El dominicano, quien desde que se fue de Estados Unidos dejó un interrogante en sus compañeros, coaches y directivos de los Bravos de Atlanta, abrió su boca después de siete meses de silencio.

Hoy, dedicado a la fotografía y casado con Rosa Leiny Germosen, el joven de 21 años explica la razón de su señalado retiro y asegura que, a pesar de todo lo que pasó, no le echa la culpa al béisbol.

Escrito por: Dayana Villalobos Dimare

Síguela en Twitter: @dayanavdimare

¿Quieres saber más sobre las ultimas noticias del mundo del Béisbol?

Te invitamos a seguirnos en nuestro canal de Youtube:
Que pasa MLB

Para entrevistas y todo lo relacionado con los Yankees, siga nuestro podcast:
La Semana de los Bombarderos

Si aún no se ha suscrito a nuestro blog lo puede hacer aquí:
Suscríbete al blog por correo electrónico

También lo invitamos a seguirnos en las redes sociales:

Facebook: @conlasbasesllenas

Twitter: @conlasbasesfull

Instagram: @conlasbasesllenas

Lo invitamos a divertirse y hablar de béisbol en nuestro

Podcast «Con Las Bases Llenas», no se lo pueden perder!

Imágenes utilizadas son autorizadas a reutilizar

Dayana Villalobos Dimare
Latina. Colombiana. Barranquillera. Amante de la pelota caliente y empedernida contadora de historias que nacen del 'Rey de los Deportes'.

Queremos saber tu comentario